Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información Cerrar

El terrible Romanticismo de Mary Shelley

Mary Shelley (1797-1851), hija de una de las primeras escritoras feministas de la historia, Mary Wollstonecraft, cuya cultura, lucidez y determinación, particularizaban sus ensayos directos y revolucionarios, en una época donde la mujer era ridiculizada y marginada en los círculos intelectuales. Mary Shelley, nacida en Gran Bretaña, tuvo pronto la oportunidad de aprender y escribir dentro del ambiente culto donde se movía su padre, donde conoció a su futuro marido, también escritor, Percy Bysshe Shelley. Sus obras más destacadas podrían ser: "Frankenstein", las novelas históricas; "Valperga y Perkin Warbeck", la novela apocalíptica; "El último hombre", y sus dos últimas novelas, "Lodore" y "Falkner".

Mary Shelley nació en plena época romántica, donde el misticismo de la edad media, lo grotesco y oscuro propios del romanticismo, caracterizaron el estilo gótico, adoptado muy pronto por Mary Shelley en su obra más importante, con repercusiones mundiales, hasta la actualidad: "Frankenstein o el Nuevo Prometeo". La obra de la que os hablaré hoy, que trata del desafío de los poderes de un hombre para ser Dios, a partir de la creación de vida desde la muerte, creando de un hombre muerto, un monstruo con sentimientos. Frankenstein, es el nombre del protagonista, el creador del monstruo, cuya ocupación es el estudio de la medicina. Prometeo, en la mitología griega, era un titán que robó el fuego a los Dioses, para dárselo a los hombres, es decir, que actuó como un Dios, para dar vida a los mortales.

Frankenstein desde la construcción del monstruo, vive una vida oscura llena de terribles pensamientos, todo se va desmoronando poco a poco hasta un final trágico de todo lo que le rodea. El fragmento que os pondré a continuación, es un ejemplo del clímax continuo del libro a través del mundo subjetivo de Frankenstein. Un mundo lleno de características del romanticismo, veamos:

"Al día siguiente por la mañana, la lluvia caía a cántaros, y nubes bien espesas escondían las cimas de las montañas. Me levanté temprano, pero me sentía inusualmente melancólico. La lluvia me deprimía, me devolvían los viejos sentimientos y me sentía bien desventurado. Sabía que mi padre se descontentaría mucho de este cambio repentino, y deseé de evitarlo hasta que me hubiera rehecho suficiente como para ocultar aquellos sentimientos que me sobrepasaban. Sabía que mi familia restaría todo el día en el hostal, y como no me había acostumbrado a la lluvia, la humedad y el frío, decidí subir, sólo, hasta la cima del Montanvert. Recordaba el efecto que me había producido ver por primera vez aquel glaciar enorme, siempre en movimiento. En aquella ocasión, un éxtasis sublime me daba alas al alma y la permitía elevarse desde este mundo oscuro hasta la luz y la alegría. La visión de la fealdad y majestad de la naturaleza, me había siempre solemnizado el espíritu, y había hecho que olvidara las preocupaciones corrientes de la vida. "

Como veis, los atributos propios del Romanticismo, como la lluvia, la oscuridad, la soledad, la melancolía, lo sublime de la naturaleza y la elevación del espíritu, están bien presentes en este fragmento. Es el mundo que lleva con él, Frankenstein, un personaje totalmente romántico, influenciado por el contexto de aquel entonces, lleno de profanadores de tumbas, estudiosos de disección, operaciones sin anestesia y las ferias de freaks, un ambiente que inspiró directamente a muchos artistas de la época y que ahora gozamos sintiendo escalofríos.

Sandra Sàrrias, 2017

-Traducción del fragmento de la obra original.

comparte

Artículos destacados

El efecto de las palabras desde Mario Ben ...

Mario Benedetti (1920-2009), fue uno de los escritores más importantes de Latinoamérica, actualmente muy valorado en todo el mundo. Poeta, d ...

"Muerte en Venecia" de Thomas Mann

Thomas Mann (1875-1955), fue un escritor alemán, actualmente, uno de los escritores contemporáneos más universales, nacionalizado en Estados ...